Utiliza el IBAN Lydia para un débito

Actualizado 12/4/22 por Clifford Christophe

Puedes utilizar tu IBAN de Lydia para domiciliaciones bancarias. Para ello, sólo tienes que enviar tu IBAN al proveedor que quieres que reciba el pago y firmar la correspondiente orden de domiciliación. Una vez realizada la domiciliación, se debitará el importe directamente de tu saldo de Lydia.

En el caso de que tus fondos no sean suficientes, te mandaremos una notificación push y un email avisándote antes de que se realice la domiciliación, para que así tengas tiempo de recargar tu cuenta.

A partir del segundo cargo rechazado por falta de fondos en un mes, se cobrará una comisión de 5€ por cada pago rechazado en ese mismo mes (máximo 25€ al mes y por usuario).

En caso de que sea una domiciliación fallida, tendrás que ponerte en contacto con el comerciante para buscar una alternativa y utilizar otro método de pago.

Puedes anular una domiciliación en cualquier momento, desde el menú "Domiciliación" de la tercera pestaña de la app, pulsando en "Eliminar domiciliación bancaria" tras haber seleccionado la orden en cuestión.

Ten en cuenta que una vez revocada la orden de domiciliación bancaria, ya se puede reactivar la domiciliación desde la app.

Para saber más sobre tu IBAN de Lydia, lee este artículo.

¿Te sirvió este artículo?


Powered by HelpDocs (opens in a new tab)